lunes, 4 de enero de 2021

Tres proyectos emblemáticos de San Carlos se encuentran “entrabados”


Tres emblemáticos proyectos que debieron
  tener resolución el año anterior, se han  prolongado y su gestión es ahora un verdadero dolor de cabeza para el municipio.

Se trata de los millonarios proyectos, polideportivo y el techo de la plaza de artesanos (feria libre) y  a lo cual se une la compra de terreno para el paso fronterizo, cuya ubicación resultó ser imposible para transformar en camino toda vez que en parte son  riscos de la montaña.

En el primer caso el polideportivo que tiene un costo de $ 2.529.729.953, recursos provenientes del Instituto Nacional del Deporte y del Gobierno Regional de Ñuble ha tenido un  conflicto similar al del edificio del Centro Cultural cuyas  napas de agua fluyen en la parte baja del edificio y si bien la anterior administración  intentó por años ocultar con  aserrín, en el nuevo caso el polideportivo  se podría aplicar  material  aislante pero hasta el momento el municipio, principalmente la DOM, no quieren asumir la responsabilidad futura y esperan que exista un   estudio puntual que dé garantías.

En el caso de la plaza de los artesanos se trata de un terreno que el SERVIU traspasó al municipio para que  construyera allí  un espacio techado, pero  no hubo, al parecer  un estudio prolijo, ya que parte del  terreno hoy  tienen dueños que habrían adquirido un retazo por medio de bienes nacionales.

El problema es que el proyecto se generó sobre el terreno original, sin embargo su extensión actual, considerando el nuevo dueño no cuadra con el proyecto.

Finalmente está el caso del terreno  que adquirió con  la intención de que Vialidad lo valide como ruta internacional y permita habilitar un paso fronterizo.

En este caso  toda la documentación  que se  dijo  había presentado para lograr autorizaciones que permitieron intervenir en esa zona protegida, quedaron a fojas “0” luego que la SMA (Superintendencia Del Medio Ambiente)  determinara cerrar el expediente. Aquí el problema es que se han destinado recursos y se han  realizado trabajos que deben contar con  el respaldo  legal y por otro lado, se descubrió que la franja adquirida  está  sobre unos riscos y peñascos que hacen imposible un camino y la solución sería modificar la compra, aun cuando lo elemental es contra primero con  un proyecto de prefactibilidad.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario