sábado, 7 de noviembre de 2020

“Apoderados prefieren no exponer a sus hijos a un contagio”


Maritza Ulloa, Profesora del Colegio  San José de San Carlos

LOCAL.- Uno de los puntos que más ha provocado controversia durante la emergencia sanitaria, es el retorno a clases. Voces a favor y en contra se han levantado, colegios que han abierto han cerrado sus puertas solo días más tarde. Hoy, junto a la profesora del Colegio San José, Maritza Ulloa, conocemos una visión más sobre este tema.

Como profesores y colegio, regularmente han tenido comunicación con los apoderados, para tener entre otras cosas, su opinión sobre el retorno a las aulas. La respuesta ha sido firme, los padres están alineados en que el bien más importante es la salud de sus hijos, por lo tanto, "prefieren repetir este año escolar, pero no exponer a sus hijos a un contagio", sostiene Ulloa.

Sin embargo, los problemas y dificultades continúan. La profesora aclara que sí hay alumnos con ganas de volver a clases presenciales y apoderados sobrepasados entre lo laboral y la atención extra en los estudios de sus hijos. "Son el brazo extendido del profesor en su casa, junto a todas sus obligaciones, están colapsados y pese a eso, privilegian la salud de los niños". 

Mineduc a dos bandas

Los colegios tienen la opción de abrir sus puertas, si así la autoridad sanitaria lo permite. De ser ser así, los padres y apoderados tienen la opción, y no obligación, de enviar a los estudiantes al recinto. En dicho caso, el colegio debe mantener la entrega de material de estudio y clases virtuales, tal como se ha sido hasta el momento.

Algo que aclara y recalca la profesora, es que su colegio (y miles en todo Chile) sí está realizando clases, pero vía remota, a través de plataformas y aplicaciones para entregar el material y guiar a sus alumnos. Lo que hoy se discute, son las clases en sala.

La discusión continúa, mientras se lucha una batalla eterna en desigualdad. Vulnerabilidad, falta de herramientas y conocimientos tecnológicos son algunos temas, además de la motivación de los propios estudiantes. Ulloa reconoce el desafío, pero reconoce la ansiedad y las ganas de los alumnos de participar en este nuevo sistema remoto. Eso sí, "muchas familias no cuentan con estos medios" y el colegio se ha preocupado de ello. Hasta antes del inicio de las clases virtuales, cerca de un 25% de las familias del colegio San José, no contaba con conexión a Internet. También se entregaron computadores que ya estaban en el establecimiento y se adquirieron tablets para ayudar en el proceso.

El tema sigue en la mesa. El retorno a clases no parece seguro, pero en ningún caso será obligatorio y la última palabra la tendrán las familias en la seguridad de su hogar. Por ahora, hay que esperar cómo avanza la pandemia, que el sector público y privado sigan apoyando a la educación y los mismos involucrados se comprometan con su propia educación.

La entrevistada estuvo en el programa “Noche Informativa” que desde el inicio de la pandemia el diario electrónico San Carlos On Line realiza, de lunes a viernes a las 22 horas, a través de las redes sociales  y su transmisión  se difunde en Face live, Youtube y Periscope.

No hay comentarios:

Publicar un comentario