sábado, 7 de noviembre de 2020

Subsecretaria Daza lanza Cuadrilla Sanitaria y fortalecen pesquisa de casos en Ñuble


La subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza presentó la Cuadrilla Sanitaria, cuyo accionar se centra en la educación de las medidas preventivas para evitar contagios de COVID-19.

“Hoy tengo el placer de estar en Chillán para inaugurar la sexta Cuadrilla Sanitaria a nivel nacional. En Ñuble son 20 profesionales del área de la salud y otras, que estarán recorriendo las 21 comunas de la región, con el objetivo de  educar y promover el autocuidado en tiempos de pandemia. No estarán solamente educando. Sobre todo estarán escuchando a la ciudadanía para saber sus dudas, aprehensiones y las necesidades de cada vecino de y sus demandas en relación a la situación sanitaria”, explicó la autoridad, agregando que desde la Subsecretaría de Salud Pública se han creado varias guías “en relación a la prevención del contagio en distintos momentos de la vida diaria, a cómo enseñarles de autocuidado a los niños y niñas, al cuidado de la salud mental en cuarentena y al establecimiento de medidas básicas. Y esa es la información que estos jóvenes entregarán en el territorio, informando uno a uno a las personas”, acotó.

La presentación se realizó en la explanada de la Intendencia Regional con los tres vehículos que recorrerán las provincias junto a los profesionales de la Cuadrilla Sanitaria.


Pionero monitoreo de aguas servidas 

Posteriormente la subsecretaria de Salud se trasladó hasta el sector de la Plaza Héroes de Iquique de Chillán para observar en terreno la ejecución de un proyecto pionero a nivel nacional consistente en la extracción de aguas residuales  para detectar presencia de COVID-19, y de esta forma identificar en qué lugares o zonas hay personas con la enfermedad y desarrollar, en base a esos indicadores, una eficiente Búsqueda Activa Comunitaria (BAC) de casos asintomáticos, o sintomatología leve. Es una iniciativa conjunta público-privada del Ministerio de Salud, Ministerio de Ciencia, Intendencia Regional de Ñuble, Universidad de Concepción, Instituto Sistema Complejos de Ingeniería (ISCI).

La subsecretaria Daza detalló que al analizar las aguas servidas, se puede detectar la carga viral a través de una predicción biológica. “Según la carga viral detectada, se puede predecir si hay algún caso o brote de la enfermedad en las zonas, comunidades o establecimientos donde se realiza la extracción de muestra. De esta manera, se puede diseñar un plan de Búsqueda Activa de Casos eficiente y certero en aquellos lugares donde se evidencia presencia de la enfermedad”.

“A la fecha se han generado más de tres alertas positivas gracias a este sistema, las cuales han logrado controlar y evitar brotes de COVID-19 en sectores de alto riesgo, como la Cárcel o un Establecimiento de Larga Estadía del Adulto Mayor (ELEAM) de la comuna de Chillán”, complementó la seremi de Ciencia, Paulina Assmann.

No hay comentarios:

Publicar un comentario