jueves, 30 de julio de 2020

Cambio climático impactaría a las principales actividades económicas en la cuenca del río Maule


AGRO.- (El Centro).-  El estudio desarrollado por el Banco Interamericano de Desarrollo proyectó las consecuencias de la disminución de los caudales para la agricultura, así como los sectores hidroeléctrico y forestal.

Un escenario simulado para el año 2050 en la cuenca del Maule -bajo el impacto del cambio climático- representaría una contracción en las utilidades en las actividades agrícolas e hidroeléctrico de más de 88 mil 231 millones de pesos, según el diagnóstico del más reciente estudio del Banco Interamericano de Desarrollo.

Dichos resultados se basaron en la simulación de una hidrología afectada por el cambio climático utilizando las estimaciones en la precipitación y la temperatura para 2050 registrados en el informe “Elaboración de una base digital del clima comunal de Chile: línea base (1980–2010) y proyección al año 2050”, realizado por el Ministerio de Medio Ambiente.

El resultante de tal escenario fue una disminución de un 24% de las precipitaciones con respecto al porcentaje de la línea base, unido al aumento en la temperatura de 2.3 grados Celsius entre los meses de octubre y marzo, y un aumento de la temperatura de 1.65 grados entre los meses de abril y septiembre.

ANTECEDENTES
Según argumenta dicho estudio, la precipitación anual en los caudales de esta cuenca presenta una alta variabilidad, habiendo años secos y húmedos con una precipitación equivalente al 25% y 180% del promedio anual, según las mediciones del Instituto Nacional de Hidráulica (INH).

La oferta hídrica referencial en la cuenca del río Maule, considerando un 85% de probabilidad de excedencia, corresponde a 243,4 metros cúbicos por segundo (m3/s) en aguas superficiales y 58 m3/s en aguas subterráneas, sumando un total de 301,40 m3/s.

La investigación también registra que -en los últimos años- la cuenca ha sido afectada por los efectos del cambio climático, manifestado en una tendencia a la baja en las precipitaciones y el aumento de temperaturas lo que que continuará acentuándose en los próximos años, afectando los caudales superficiales disponibles entre el 10 y el 40% en el futuro.

Todo esto repercute en un escenario que cuenta con un gran desarrollo productivo basado en el uso intensivo del recurso hídrico principalmente en los sectores agrícola, hidroeléctrico y forestal, a lo que se unen las demandas de agua potable, la industrial, el sector pecuario y el crecimiento de agroindustrias y aserraderos con altos consumos de agua.

PRODUCCIÓN ACTUAL
Según especifica este estudio del Banco Interamericano de Desarrollo, entre los productos sembrados en las 264 mil hectáreas (ha) -donde se cosechan unos 179 cultivos- destaca la uva vinífera con 53 mil ha sembradas; seguida por el trigo, con 28 mil ha; el maíz, con 21 mil ha y el manzano rojo, con 18 mil ha.

Los beneficios netos fluctúan entre 30 mil pesos chilenos por hectárea sembrada en arroz hasta los 7 millones de pesos por hectárea en tomate industrial. El beneficio neto promedio es de 1 millón 317 mil pesos por hectárea.

Añade que los ingresos potenciales de la cuenca por productos forestales son 2 mil 730 millones (USD 4,1 millones) por eucaliptus y más de 99 mil millones (USD 148,7 millones) por el pino para un total de 152,8 millones dólares anuales exentos de impuestos.

Los resultados de la simulación muestran que en promedio en la cuenca se genera 6 mil 300 Gigawatt hora (GWh) al año con una desviación estándar de mil 113 GWH/año; incluyendo en la simulación las 12 hidroeléctricas. Sin embargo, la cuenca tiene una capacidad de generación de 13 mil 194 GWH/año, es decir que se utiliza -en la actualidad-el 48 % de la capacidad instalada.

RESULTADOS SIMULADOS
Los resultados simulados de dicho diagnostico para el sector agrícola representarían una reducción del caudal promedio de aguas superficiales utilizadas para el riego de 2 mil 800 millones de m3 al año a mil 637 millones (58 % del original), con desviación estándar de 572 millones de m3; o sea, una reducción de mil 163 millones de m3 correspondiente al 41,5% del caudal original utilizado.

Esta reducción produciría una disminución de ingresos netos en términos económicos de 29,8 mil millones anuales; es decir, el 10,4% de los ingresos netos originales. En el caso del sector hidroeléctrico, el mismo reduciría la generación de 6 mil 300 GWH/año, lo que equivale a una contracción del 21 % del escenario original. Esta reducción producirá un descenso de las utilidades de 34 mil 358 millones (18 % de los ingresos originales).

En cuanto al sector forestal, en el escenario de cambio climático 2050 los ingresos podrían reducirse un 24% de 101 mil 750 millones anuales (USD 152,8 millones) en el escenario base a 77 mil 311 millones (USD 116,1 millones).




No hay comentarios:

Publicar un comentario