martes, 3 de diciembre de 2019

Carta abierta a concejal



San Carlos, diciembre de 2019
Señor 
Sergio Ruiz Aedo
Concejal de la Municipalidad de san Carlos y Presidente de la Comisión de Educación
Presente

Después de haber leído, escuchado y analizado la grabación de su intervención en Reunión de Consejo Municipal , me veo en la obligación moral de contestar sus aseveraciones, acusaciones y juicio de valores ahí vertidos por usted:


1. Sobre el perfil del director; debo recordarle que es la Ilustre Municipalidad quien lo elije, siendo el Directivo actual profesional del Agro  habiendo, Yo, en varias oportunidades y por escrito, acusado al antiguo director del Liceo Agrícola, señor Washington Fernández,  de maltrato a funcionarios, apoderados y alumnos, de mal uso y apropiación indebida de bienes fiscales,  uso de combustible fiscal en vehículo particular, hechos reconocidos por el Sr. Fernández en su presencia y de todos los concejales en reunión de consejo, sin haber hecho usted nada al respecto.

Sobre los malos profesores titulares, debo recordarle al sr. Ruiz, que todos los profesores del Liceo Agrícola de San Carlos, estamos evaluados por el Ministerio de Educación, el cual certifica la aptitud para realizar nuestras clases y módulos. No conozco a ningún docente que haya llegado al Liceo Agrícola y sea un “cachito”, aseveración injuriosa que usted hace a sus propios colegas.

2. Todos los profesores del Liceo Agrícola estamos comprometidos con nuestro trabajo, es el sostenedor el que ha dado mal uso a las dependencias del Liceo Agrícola, como, por ejemplo: la construcción de un camino de uso fiscal, el acopio de áridos, una cancha de “jeepeo”, cuatro canchas de fútbol, destinar parte del predio a un basural clandestino conocido por usted los concejales, entre otros. 

3. Sobre el tratamiento que usted nos da a nosotros, los docentes más antiguos, tratándonos de “dinosaurios”, Yo, Alfonso Naranjo, no se lo acepto, ni a usted ni a nadie, ya que lo considero una falta de respeto grave hacia mi persona y a mis colegas. Sobre los gritos a los que usted hace mención, tengo entendido que eso solo se da en las dependencias de la Ilustre Municipalidad de San Carlos y en los consejos, a los que usted mismo asiste semanalmente.

4. En la referencia que usted hace sobre el grado uno, no sé exactamente a qué se refiere, en todo caso el Ministerio de Educación usa otros parámetros para calificar a los docentes.

Quiero creer, que lo que usted ha dicho es solo por falta de información, porque si no fuese así, sus dichos tendrían una muy mala intención. 

Sobre sus palabras, las que “fueron sacadas de contexto”, faltan a la verdad, ya que yo, personalmente, escuché la grabación, en donde sus comentarios dañinos e injuriosos, haciendo además, juicios de valores en el Consejo Municipal, no corresponden ni al lugar donde fueron emitidas, ni a la persona que las emite, pues el juicio de valor no es una de sus atribuciones como Concejal del Municipio ni como Presidente de la Comisión de Educación, su función principal es velar por el buen funcionamiento de sistema educativo en la comuna, observando hechos concretos como los descritos en esta misiva.


Le agradecería que la próxima vez, en vez de referirse a las personas como animales extintos, se les llame por sus nombres, así ellos podrán defenderse por las injurias dichas por usted o por cualquier otra persona que desee expresarse de esa forma ocupando una tribuna que además es pública. 

Sobre lo dicho en esa misma sesión por el alcalde de nuestra comuna, el Señor Hugo Gebrie, sobre plantas y hortalizas muertas, le debo comunicar  que esto sucede normalmente en un Liceo de las características del Liceo Agrícola de San Carlos, ya que trabajamos con alumnos inexpertos  y algunos de ellos con NEE. que están sujetos a cometer errores de los cuales, nosotros, los profesores, rescatamos una enseñanza para nuestros alumnos, enseñanzas que no olvidarán tan fácilmente. 

Quisiera aclarar que, en el Liceo Agrícola nunca ha habido formalmente una comisión de agricultores que aconsejen al establecimiento, si no que han sido personas independientes que han ayudado al Liceo donando insumos, animales, etc.  para que así los alumnos puedan lograr mejores aprendizajes. La Municipalidad, como sostenedora del establecimiento, nunca ha provisto en forma oportuna los insumos necesarios para poder realizar los módulos y los cultivos extensivos, llegando incluso a demorar más de 4 meses en realizar las compras necesarias para una mejor producción. 

Respecto a los “enemigos” del Señor Gebrie, los cuales el mismo dice tener, los que, según sus palabras, “andan sirviendo de testigos en todos lados”, debo recordarle que en mi calidad de funcionario del Lico Agrícola de San Carlos y Encargado de Producción, fui citado por la Contraloría Regional Biobío para declarar sobre una aparente abandono de funciones del Señor Alcalde. Este aparente abandono de funciones por parte del Señor Gebrie, significó una pérdida económica al Liceo Agrícola, por la no firma de un contrato con una empresa canadiense (multiplicadora de semillas) lo que acarreó una pérdida de más de 2 millones de pesos. 

La declaración que menciono anteriormente, ante la Contraloría Regional del Biobío, la ratifiqué ante el Tribunal Electoral Regional de Concepción. 


Yo, como funcionario del Liceo Agrícola de San Carlos, considero que lo dicho por el señor Ruiz y el señor alcalde, es un acoso laboral abierto y con publicidad que nos perjudican sobre todo en estas fechas en que estamos finalizando nuestro proceso de captación de matrícula,  me reservo el derecho de recurrir a los Tribunales de Justicia para denunciar dichos atropellos laborales.

Atentamente,

Alfonso Naranjo Arenas
Encargado de Producción
Docente Liceo Agrícola San Carlos



No hay comentarios:

Publicar un comentario