Falta de medidas para enfrentar crisis sanitaria en San Carlos


Falta de medidas para enfrentar crisis sanitaria en San Carlos

Las cifras diarias de nuevos casos que continúan peligrosamente alta, incluso superando a la capital regional, evidencia la falta de medidas concretas y efectivas para combatir el coronavirus en San Carlos.
La ausencia de liderazgo por parte del municipio que también se puede comprobar al no haber convocado, en más de un año que va de la pandemia a las organizaciones civiles para pedir ayuda y coordinar las medidas necesarias que contribuyan a bajar los índices en San Carlos, resulta preocupante a la hora de evaluar las consecuencias de esta crisis sanitaria en la capital de Punilla.

Un punto aparte ha sido la continuidad y mayor entrega de ayuda social que realiza la Dideco, unidad municipal que en tiempos normales y en pandemia ha fluido en manera constante en su entrega de ayuda a las familias más necesitadas y que para aumentar su cobertura requiere de mayores recursos y personal.

El pasado lunes el municipio convocó al comité de emergencias que integran, además de unidades municipales, representantes de las fuerzas armadas y carabineros y de los centros de salud primaria. En la ocasión el principal acuerdo fue el anuncio de que “La supervisión por parte de las Fuerzas Armadas y de Orden en los puntos de control se extenderá desde las 07:00 horas hasta las 21 horas, con el apoyo de personal municipal y de la Seremi de Salud de la Región de Ñuble”.

Este apoyo de la parte municipal, en cuanto a su ampliación de horario, no se habría concretado aún.

También se dijo en esa reunión que “Entre los acuerdos de la reunión, se convino el refuerzo de las fiscalizaciones en terreno dentro de la ciudad, para asegurar que las personas que transitan cuenten con su respectivo permiso y/o salvoconducto. También, se aumentará el control en los diferentes accesos hacia la comuna y el sector rural” sin especificar cómo y qué cantidad de personal realizará la tarea anunciada.

Desapareció la caravana nocturna que recorría las calles y barrios esparciendo un liquido sanitizador, tampoco volvió a circular un vehículo que insistía mediante parlantes, la necesidad del lavado frecuente de manos, distanciamiento físico y el uso correcto de la mascarilla, como también “invitar” en las principales calles de la ciudad a los transeúntes a recogerse a sus domicilios.

Se ha informado que este viernes 9 el Comité Operativo de Emergencia Comunal (COE) se reunirá para evaluar el resultado de las medidas.