Seis médicos y una odontóloga llegan a Itata


Seis médicos y una odontóloga llegan a Itata
Quirihue.- Seis médicos y una odontóloga se sumaron ya a los hospitales de Quirihue y Coelemu, además del Cesfam de Cobquecura, para potenciar la atención en salud beneficiando a más de 30 mil usuarios de estos centros de salud de la provincia de Itata.
Estos profesionales inician su Etapa de Destinación y Formación (EDF), fortaleciendo la red de salud de la provincia, destinando a los médicos cirujanos a estamentos que dependen del Servicio de Salud Ñuble.Al Cesfam de Cobquecura se sumaron los médicos Andrés Bardavid junto a Álvaro Debia, más la odontóloga Yissel Gatica. En el hospital de Coelemu atienen las doctoras Karina Ilufi y Camila Pacheco, mientras que al hospital de Quirihue llegaron las profesionales Paula Joublan y Macarena Volosky.
Los profesionales de la Salud contaron sus expectativas y desafíos trabajando en Itata, como Álvaro Debia, quien es oriundo de Santiago y llegó a Cobquecura. “Espero desarrollarme bien como médico, ayudar a la población, aportar con lo que se pueda. Sabemos que hay una población vulnerable, y esperamos aportar a la salud”.Junto con él llega Andrés Bardavid, también oriundo de Santiago. “Conocía la comuna, había ido algunas veces. Espero ser un aporte a la sociedad y ayudar en lo que se pueda en este período. Es difícil porque quizás no están todas las herramientas, pero siempre es bueno ponerse objetivos y lograrlos”, enfatizó sobre sus expectativas.En Coelemu, la doctora Karina Ilufi de Talca, asegura que llega con muy buenas recomendaciones del recinto de salud. “Tengo hartas ganas de trabajar, es un hospital con hartos generales de zona, entonces es un lugar muy acogedor en ese sentido”, dice Ilufi.La doctora Camila Pacheco, también llega a Coelemu desde su natal Concepción, a aportar con la salud en Itata. “Tengo una mezcla de expectativas y deseos, espero hacerlo lo mejor posible, ayudar en lo que pueda. Desde que supe que tenía la opción de optar a un EDF en un hospital, me encantó la idea y el trabajo comunitario que hacían, así es que siempre tuve la idea de optar a esto y ahora tengo todas las ganas”, señaló.Finalmente, en Quirihue la doctora chillaneja Paula Joublan, apunta al trabajo médico con grupos vulnerables. “Espero aportar a la salud y al mismo tiempo que sea una experiencia gratificante y ser un granito de arena. Aportar a la comunidad, hacer proyectos con colegios, adultos mayores y otros”, indicó. Con ella llegó la doctora Macarena Volosky proveniente desde Osorno. “Principalmente quiero trabajar con la comunidad, con los recursos disponibles que no son siempre tantos, trabajar en equipo, conocer al equipo de Quirihue, a la gente, la población, seguir aprendiendo y creciendo como médico y fortalecer mi equipo profesional”, cerró.-