Legumbres chilenas vivirán su semana más importante del año


Legumbres chilenas vivirán su semana más importante del año
En tres regiones:  Maule, Metropolitana, O'Higgins . El próximo lunes 8 de abril, en el Campus San Joaquín de la Pontificia Universidad Católica de Chile
se dará inicio a la semana más importante del año para la industria de legumbres en el país: una cumbre de tres días, en las que se reunirán agricultores líderes junto a diversas autoridades políticas, académicas y científicas para presentar los principales avances de la iniciativa, unificar desafíos y obtener conclusiones sobre el presente del rubro.Todo se iniciará con el Seminario Internacional Anual del Polo Territorial de Legumbres, que se realizará por segundo año consecutivo en el Auditorio Central de la Facultad de Agronomía e Ingeniería Forestal de la Pontificia Universidad Católica de Chile, gestor principal de esta iniciativa, cita en la que ya han confirmado su presencia expertos extranjeros, autoridades nacionales y aproximadamente 80 personas vinculadas al sector y marcas asociadas. Habrá representantes de la misma casa de estudios, ICTAN-CSIC de España, Granotec, Tucapel, Universidad de Talca, Universidad Central, INIA, Transforma Alimentos, FIA, Conversa Chile, e INDAP, entre otros.La jornada se dividirá en bloques en los que se profundizará en diversos aspectos: Tecnología Social, Ciencia Aplicada, Mejoras Productivas y Mercados e Industria, entre otros. También se realizará una mesa abierta con preguntas e interacción, para finalizar con una rueda de negocios en la que podrán participar pequeños agricultores y emprendedores vinculados al comercio de legumbres chilenas.
Visita a regionesAdemás, uno de los principales desafíos del proyecto conformado por distintos equipos multidisciplinarios de instituciones públicas y privadas, es convertirse en la plataforma de articulación entre la industria y 500 pequeños agricultores de legumbres en toda la zona centro-sur del país. Concretamente, desde la Región de Valparaíso hasta la Región de Ñuble.Por eso, durante esta Cumbre de tres días también se realizarán actividades en dos comunas fuera de la Región Metropolitana: Curepto, en la Región del Maule y Marchigüe, en la Región de O’Higgins.Desafíos y logros del “Polo Legumbres”¿Qué es el Polo Territorial de Legumbres? Impulsados por la Fundación para la Innovación Agraria (FIA) y en el marco del Programa Estratégico Transforma Alimentos, nacen los Polos Territoriales de Desarrollo Estratégico. Su objetivo es desarrollar una nueva industria de ingredientes funcionales y aditivos especializados, provenientes de materias primas agrarias nacionales y para ello, crear una red conformada por distintos actores del sector capaz de generar encadenamientos productivos.Respecto de sus avances, se pueden mencionar la implementación de un Planta Piloto para el desarrollo de prototipos funcionales y aditivos en Chile; y la existencia de ocho ingredientes más saludables disponibles para la industria alimentaria (harinas de legumbres, concentrados proteicos, entre otros).Además, durante el segundo semestre de este año se lanzará un nuevo producto final en base a poroto tórtola chileno, variedad de legumbre que solo existe en Chile, por lo que no existe competencia extranjera.El alimento del futuro¿Por qué es tan importante el desarrollo de las legumbres en Chile? Desde el año 2016, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), las considera “esenciales para mantener una nutrición adecuada” y la recomienda para todos los segmentos de la población, en especial, bebés y niños pequeños, mujeres en edad reproductiva, vegetarianos, veganos y celíacos.Su valor nutricional es innegable: contribuyen a la seguridad alimentaria, dado que se producen y consumen en grandes cantidades en los países en desarrollo; constituyen una fuente fundamental de proteínas vegetales, aminoácidos y otros nutrientes esenciales; son beneficiosas para la salud, ya que se recomiendan para prevenir las enfermedades crónicas y obesidad y además, fomentan la agricultura sostenible y contribuyen a la mitigación del cambio climático, debido a su capacidad mejorar la fertilidad del suelo y reducir la huella de carbono.